Ceremonia para la recuperación de fragmentos de alma de la Madre Tierra

Mística de amor a la Tierra – Susurro de Dios

A través de los siglos, los humanos han herido o lastimado a la Madre Tierra, sacrificándola para satisfacer lo que creemos son nuestras propias necesidades debido a la falta de conciencia y la disociación cultural.

Al igual que en la herida traumática de un individuo, esta herida traumática de la Madre Tierra ha generado una pérdida de un fragmento de alma o de considerables fragmentos de alma por parte de la Tierra, así que aquí hay una ceremonia poderosa para compensar estos siglos de lesiones en su cuerpo y en su alma.

Este proceso de recuperación de los fragmentos de alma para nuestra Madre Tierra puede repetirse tantas veces como sea posible.

Esto es mejor realizarlo con un grupo de al menos 10 a 12 personas o más y es uno que puedes dirigir o  promover fácilmente.

Al igual que en cualquier viaje de meditación o viaje chamánico, usa una pista de batería o tambores en un CD o formato de audio si estás en el interior, o batería en vivo si estás al aire libre. Puedes tocar la batería o el tambor tú mismo o pedirle a alguien del grupo que lo haga, alguien que pueda mantener un ritmo constante de 4 a 7 latidos por segundo.

Haz que el grupo se reúna en un círculo. Los participantes pueden estar de pie o sentados, pero especialmente si estás afuera, es preferible estar de pie.

Explica lo que harás, que es viajar a buscar las piezas de alma perdidas de la Madre Tierra.

Este viaje debe durar entre 8 y 10 minutos. Una vez que los participantes hayan encontrado una pieza de alma perdida de la Tierra, haz que esa parte entre en sus manos y acerquen sus manos ahuecadas que contienen esa esencia a sus corazones y que la mantengan allí hasta que todos lo hayan hecho.

Es muy probable que cada persona tenga un aspecto diferente del alma de la Madre Tierra. Sin embargo, no te sorprendas si hay dos o más que son iguales o similares.

Una vez que todos hayan regresado y la batería o el tambor se haya detenido, pídeles a todos que tomen la pieza del alma que tienen en sus manos y con intención, soplar esa pieza del alma en la Tierra.

Si el grupo está afuera, cada persona puede deambular un poco y encontrar diferentes áreas donde soplar la pieza del alma en el suelo. Si es así, indícales que no lo hagan más de tres veces.

Cuando terminen, indícales que coloquen sus manos en la Tierra y envíen su amor y bendición junto con el fragmento del alma por unos momentos.

Después de que todos hayan completado la tarea, pídeles que se reúnan nuevamente en un círculo y compartan sus experiencias.

Este es un proceso poderoso y por lo general evoca emociones fuertes, así como un vínculo grupal. Después de una oportunidad adecuada para que todos compartan, cierra la ceremonia con una oración y/o una canción relacionada con el amor o la libertad.

Fuente: Steven D. Farmer. “Magia de la Tierra”

¡Que la Magia amorosa de la Naturaleza Transforme Tu Corazón!

 

Curso de Hadas GRATIS – Escucha más de 12 sesiones sobre el reino feérico

¿Te gustan los ángeles? son grandes amigos y compañeros amorosos

Tú puedes ser Angeloterapeuta

Haz de la Lectura de Cartas Angelicales una profesión

Mística de amor a la Tierra – Susurro de Dios

Envía tu comentario aquí:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .